Palabras agudas, llanas o graves, esdrújulas y sobreesdrújulas.

 

 

Palabras agudas

 

Son las polisílabas (de más de una sílaba) cuya última sílaba es tónica (sílaba tónica de una palabra es aquella sílaba que se pronuncia acentuada. De acuerdo a las reglas de acentuación de las palabras, la sílaba tónica puede o no llevar tilde): menú, pared, amar, sutil.

 

 

Palabras llanas (también llamadas graves)

 

Son aquellas cuya penúltima sílaba es tónica: árbol, volumen, fútil.

 

 

Palabras esdrújulas

 

 

Son aquellas cuyas tercera sílaba, empezando por el final de derecha a izquierda, es tónica: eléctrico, árboles, régimen, volúmenes.

 

 

Palabras sobreesdrújulas

 

Son las palabras cuya cuarta sílaba, empezando por el final de derecha a izquierda es tónica: repítemelo, cómanselas.

 

 

 

 

 

Las palabras se acentúan de acuerdo a lo siguiente:

 

 

Orientación de uso

Ejemplos

Excepciones

 

Las palabras agudas llevan tilde en la sílaba tónica cuando terminan en vocal, -n o -s.

 

Balón, papá, Aragón, París, café.

 

Cuando la palabra aguda termina en -s precedida por otra consonante, no se le coloca  tilde (robots, tic-tacs).

 

Tampoco llevan tilde cuando terminan en y (virrey, paipay, convoy).

 

 

Las palabras llanas o graves llevan tilde en la sílaba tónica  cuando terminan en consonante que no sea  -n o -s.

 

tré-bol, már-mol, ár-bol, án-gel.

 

Cuando termina la palabra en -s precedida por una consonante, sí lleva tilde (bíceps, fórceps, cómics).

 

También llevan tilde cuando terminan en y (póney, jóquey).

 

 

Las palabras esdrújulas siempre llevan tilde en la sílaba tónica.

 

 

E-lec-tró-ni-ca, tó-ni-co.

 

 

 

Las palabras sobreesdrújulas siempre llevan tilde en la sílaba tónica

 

De-mu-és-tra-me-lo,

cár-ga-me-lo.